domingo, 17 de enero de 2010

Alcalde Castañeda recibe espada de parte de la Comunidad Evangélica en el primer “Día de Acción de Gracias” por el Aniversario de Lima.



En el marco de las actividades conmemorativas del 475 aniversario de Lima, los representantes de la Comunidad Evangélica reunidos en el Salón Principal de la Municipalidad de Lima, con autoridades de entidades públicas, y congresistas de la República, junto al alcalde de Lima, Luis Castañeda Lossio dieron paso al Día de Acción de Gracias, que por vez primera se realizaba en la ciudad, gracias a la solicitud de los Regidores Evangélicos Jorge Márquez y Eduardo Yaipen y al apoyo de la Unión Nacional de Iglesias Evangélicas (UNICEP), dirigida por los Pastores Robert Barriger y Eleazar Soria.
La ceremonia se llevo a cabo con un ambiente de mucha expectativa y compromiso cristiano, mientras el Coro de la Iglesia Camino de Vida, entonaba canciones que crearon un sentimiento muy especial entre todos, incluyendo en el burgomaestre, quien en sus palabras mencionó que esta ceremonia no sólo debía realizarse hoy sino que debe permanecer anualmente por la inspiración que brinda. Agradeció asimismo la espada que el Ps. Barriger le entregó a nombre del pueblo cristiano, en uno de los momentos más emocionantes y simbólicos de la noche.
En una Sala totalmente llena de líderes de iglesias, entre los que se encontraba el Ps. Humberto Lay y su esposa, el Ps. Barriger mencionó la lealtad hacia la familia, la verdad y la permanencia de los compromisos como virtudes predecibles en toda autoridad. “Con sabiduría se edifica la casa” fue el versículo que utilizó para sostener luego que con decisiones necias se puede quebrar una familia y una nación.
El Alcalde Castañeda se mostró muy complacido con las palabras y expresó que su trabajo estaba justamente comprometido con los más necesitados y recordó la miseria y olvido en que han vivido miles de ciudadanos de Lima ubicados en los cerros. Recordó la construcción de escaleras como un aporte de solidaridad con ellos.
El Ps. Eleazar Soria, secretario general de UNICEP, tuvo la oración central con el seguimiento de todos los presentes brindando una bendición especial para el Alcalde. Finalmente cerró la ceremonia el Ps. Carlos Jara, quien fuera presidente del Concilio Nacional Evangélico.

Ver fotos en:
http://www.facebook.com/album.php?aid=375435&id=191402170721&ref=share